logo-virgen-del-manzano-dental-

Bruxismo

El bruxismo es el hábito involuntario de rechinar o apretar los dientes superiores con los inferiores sin propósitos funcionales. Se trata de un problema creciente en la sociedad actual, debido al ritmo de vida cada vez más intenso, lo que aumenta el estrés y la tensión emocional que sufre el paciente.

• Desgaste de la estructura dental.
• Movilidad dental.
• Sensación de «notar los dientes» al levantarse por la mañana.
• Dolor en la musculatura que interviene en la masticación.
• Trastornos en las articulaciones mandibulares como dificultad al abrir la boca, ruidos o chasquidos en la apertura o el cierre.
• Dolores de cabeza.

Actualmente, un alto porcentaje de la población necesita utilizar por las noches una férula de descarga, y no sólo por su salud bucodental, sino también por otros problemas de salud.

Es un aparato fabricado de resina acrílica transparente que se realiza a medida de la mandíbula de cada paciente, y que se coloca sobre los dientes de la arcada superior o inferior de la boca.

Las férulas de descarga tienen como objetivo disipar las cargas que se hacen en la mordida involuntaria y descargar toda la tensión acumulada en la mandíbula al dormir. Al hacerlo, evita el desgaste de los dientes, así como en la articulación temporomandibular y toda su musculatura.

Este tipo de férulas sirven como tratamiento para el bruxismo, un problema que se produce cuando una persona aprieta o rechina los dientes con fuerza de manera involuntaria, desgastando las estructuras dentales al hacerlo.

Es importante saber que las férulas de descarga deben ir bien ajustadas para que funcionen correctamente.

Endodoncia

Quizás el termino endodoncia no es el más conocido ya que popularmente se le suele llamar “matar el nervio de un diente”. Realmente consiste en limpiar el tejido pulpar enfermo o dañado del diente, rellenarlo con un nuevo material biocompatible y finalmente sellarlo. 

La pulpa es un tejido blando en el que se encuentran los nervios y vasos sanguíneos. Es en la pulpa donde se perciben los estímulos externos y el dolor si el diente está dañado. Gracias a este tratamiento se consigue mantener la pieza dentaria y su funcionalidad y que se pueda masticar con comodidad evitando cualquier tipo de dolor.

Con el objetivo de que el tratamiento de conductos radiculares no duela, el primer paso es aplicar anestesia local, afecta sólo al diente a tratar y a la zona de alrededor. Una vez está la zona insensibilizada, se realiza un pequeño conducto en la pieza dental con la finalidad de alcanzar la cámara pulpar.
Se procede a la desinfección de la zona, y se extraerá el tejido infectado y se limpiarán los conductos radiculares. Una vez, la zona queda aséptica y limpia, se procederá a rellenarla y sellarla. Esta fase se la conoce como obturación.

El material de obturación se inserta hasta alcanzar la parte final de cada conducto hasta llegar a la cámara pulpar. El objetivo es dejar el diente insensibilizado, y que ningún fluido pueda llegar a zonas no obturadas.

Finalmente quedará la reconstrucción del diente, dependerá de cada caso el usode únicamente composite o bien incluir un poste, una incrustación o una corona. Con todo ello, lo que se pretende es reforzar la pieza dental y que esta dure.

Limpieza dental

La limpieza dental, también llamada profilaxis dental, se hace para eliminar la placa y el cálculo (sarro) que se acumula en los dientes durante el paso del tiempo. Esta acumulación de placa y sarro se va depositando en los dientes.

 

Con una correcta higiene oral la placa se elimina totalmente, para ello la correcta higiene se ha de hacer a diario, el cepillado es suficiente para ello. 

Es cierto por otra parte que hay determinadas personas que generan más sarro en las mismas condiciones higiénicas que otras.

La limpieza dental se hace habitualmente con un aparato de ultrasonidos el cual tiene una punta fina que entra en vibración cuando toca un objeto duro, en este caso el diente o el sarro. Esta vibración consigue el desprendimiento de las placas de sarro y la eliminación de manchas extrínsecas, es decir, las producidas por tabaco, café, etc.

También para la eliminación de manchas se usa un instrumento de aire a presión que usa bicarbonato y arrastra las manchas de los dientes.

Posteriormente se pasa un cepillo o goma de pulido con una pasta para pulir la superficie del diente.

Ronquido y Apnea del sueño​

Disponemos de un novedoso dispositivo intra- oral que está especialmente indicado en el tratamiento del ronquido y de la apnea del sueño. El mecanismo de acción está formado por dos férulas unidas entre sí mediante un tornillo que permite un adelantamiento controlado y confortable de la mandíbula. De esta forma se facilita el paso de aire eliminando el ronquido y mejorando los episodios de apnea que se traducen en una notable mejoría en la calidad de vida de los pacientes

Periodoncia

LA ENFERMEDAD PERIODONTAL

Para frenar en seco dicha gingivitis y que no evolucione a periodontitis debe de realizarse un buen tratamiento de raspaje y alisado radicular (curetaje) de los dientes afectados bajo anestesia local.

Para frenar en seco dicha gingivitis y que no evolucione a periodontitis debe de realizarse un buen tratamiento de raspaje y alisado radicular (curetaje) de los dientes afectados bajo anestesia local.

Si evoluciona sin el tratamiento realizado por un odontólogo dará lugar a una periodontitis, que afecta a los tejidos de soporte de los dientes provocando la movilidad de las piezas dentarias.

Una gingivitis no tratada puede evolucionar a una periodontitis, antiguamente llamada “piorrea”.

 

Empastes (Reconstrucción)

Cuando la caries no ha llegado a afectar al nervio, un empaste u obturación es la forma de reparar el diente dañado. Consiste en la limpieza de la zona afectada (Eliminación de la caries), y un posterior rellenado con un material especial (composite), que a diferencia de la amalgama, material utilizado con anterioridad, este último, cuenta con la ventaja de ser mucho más estético, ya que el color del relleno es muy similar al del diente.

Prótesis fija

Las prótesis fijas son aquellas que van sujetas a los dientes que nos quedan, que serán los que soporten la fuerza de masticación. Estas prótesis no pueden ser retiradas de la boca del paciente. Son realizadas por un laboratorio dental, a partir de la dentadura del paciente, adaptándose así a las características y necesidades de este. Destacan por su comodidad así como su gran utilidad. . Aunque es necesario preparar los dientes, el beneficio que se obtiene respecto a la estética.

Prótesis removible

Las prótesis removibles son aquellas que pueden ser retiradas de la boca por el mismo paciente. Son realizadas por un laboratorio dental, a partir del molde de la dentadura del paciente, adaptándose así a las características y necesidades de este.

Destacan por su comodidad así como su gran utilidad. Este tipo de prótesis es necesario reajustarlas periódicamente a la zona de la encía para su mayor comodidad y funcionalidad.

Implantes dentales

Un implante es una raíz artificial (de titanio), que se injerta en el organismo y que forma un solo cuerpo con el hueso (osteoIntegración), permitiendo fijar en él una prótesis para el paciente. Podemos sustituir un diente, varios dientes o todos los dientes con implantes.

Se coloca en el hueso una pieza de titanio parecida a un tornillo con anestesia local.
Después hay que esperar un periodo de 3 a 6 meses a que el implante se integre en el hueso.
Por último se tomarán medidas de la boca (impresiones) para la realización de la prótesis y haremos una serie de pruebas.
Se requiere revisiones clínicas regulares y una meticulosa higiene, igual que si se tratase de dientes naturales.

NO. Se trata de una intervención menor, que se lleva a cabo en la propia clínica y que se realiza con anestesia local.

Aprovecha nuestro plan amigo con hasta un

10% de descuento

Descuentos en Limpiezas, empastes, implantes y blanqueamientos.